15 diciembre 2010

Presentación: «Los públicos de la ciencia»


«Los públicos de la ciencia» (ver con iPhone/Android/iPad)

Xosé A. Fraga [*], director de los Museos Científicos Coruñeses (=mc2).
Domus (A Coruña), 26 de noviembre de 2010

Escuchar (20:44) MP3, 7.1 MB
Descargar presentación PDF, 9 MB



«Sin duda lo más importante de un museo de ciencias es su público. Nuestra razón de ser y el protagonista de nuestros centros». Así inicia su intervención Xosé A. Fraga. En la presentación del Simposio, el director de los Museos Científicos Coruñeses (=mc2) repasa el cambio experimentado por los públicos de los centros de ciencia «desde los privilegiados que tenían acceso a los gabinetes de curiosidades hasta los actuales públicos masivos que acuden a los science centres». Entre unos y otros, un hito, la apertura en 1969 del Exploratorium de San Francisco.

En la segunda parte del siglo XX, en plena guerra fría, los gobiernos (especialmente el de EE.UU.) vieron la necesidad de fomentar vocaciones científicas. En ese contexto surge el Exploratorium como pionero de los science centres. En ellos, el público toma el protagonismo, lo importante es tocar, pensar, sentir, soñar…

Esta nueva línea de divulgación llegó a España con la apertura del Museu de la Ciència de Barcelona, en 1981, y de la Casa de las Ciencias de A Coruña, en 1985. Han pasado unos 30 años y el director de los mc2 plantea que los centros de ciencia deben afrontar nuevos retos: «Un desafío no exento de dificultades pero que se debe abordar desde la apuesta por la profesionalización, dejando de lado posiciones autocomplacientes».

Xosé A. Fraga defiende que uno de los principales retos es atender a los distintos públicos con sus diferentes intereses, referencias culturales, hábitos y niveles formativos. Por ello es fundamental discriminar e identificar a cada público y proponer productos de interés diferenciados. «Nuestro público es heterogéneo, formado e inmerso en un proceso de globalización, con acceso a multitud de información. Para atraerlo debemos identificar sus necesidades», asegura. También reivindica el uso de las nuevas tecnologías para trasladar contenidos de una forma diferente y novedosa, acorde con los tiempos en que vivimos.

Por último, el responsable de los Museos Científicos Coruñeses subraya que «por encima de todo, los centros de ciencias deben ser lugares que transmitan emociones singulares. Deben ser lugares únicos».


Xosé A. Fraga es licenciado y doctor en Biología por la Universidad de Santiago de Compostela, con postgrado en Historia de las Ciencias por la Universidad de Zaragoza. Ha impartido docencia en enseñanza secundaria durante 30 años y también en el ámbito universitario, combinando su labor docente con proyectos de investigación y trabajos de divulgación.

Es autor de más de cien publicaciones, en revistas especializadas, sobre educación, historia y divulgación de las ciencias. Miembro de número del Instituto José Cornide de Estudios Coruñeses, preside la Asociación de Investigadores Ramón de la Sagra desde su fundación, en 2003. Forma parte del Comité de Dirección de Llull (revista de la Sociedad Española de Historia de las Ciencias y de las Técnicas) y de la Sección de Ciencia del Consello da Cultura Galega. Es director de los Museos Científicos Coruñeses desde junio de 2008.

5 comentarios:

  1. it was very useful for me.keep sharing such ideas in the future as well. Thanks for giving me the useful information. I think I need it!
    wordpress,blogspot site.gg g+ angelfire wiki,soup,blog,page,inube,site

    ResponderEliminar